sábado, 22 de octubre de 2011

de cómo Kenko se fagocitó a Gulugulu

Gulugulu era tiernito, un bebé tranquilo y dócil, macizo, fortachón, fácil de manejar. Una dulzura de bebote, con manitos juguetonas de chancho y piecitos movedizos de empanada. Hacía unos ruiditos para escuchar todo el día, gulu-gulu, bubu, maaaaa, baaaaaaa, buuuuu. Lo normal. Hasta que cumplió 5 meses y se dió cuenta de que el mundo no tiene por qué ser observado boca arriba. Y empezó a girar, al principio no del todo, y poco después una vuelta en un minuto, manitos apoyadas, cabeza asomada, ojitos curiosos. Y empezó a ponerse más fortachón, y los gulu-gulu se convirtieron en gritos, bastante agudos por cierto, pero pasando por todas las tonalidades posibles. Ya a upa y sentado no quiso más, mejor pararse, ¿para qué tiene uno semejantes jamones?. Y un día dijo "kenko". Así, clarito, como se lee. Con eso nos quedamos tranquilos sobre su capacidad para vocalizar. Tal vez quiso avisar que se transformaba en una especie de king-kong, que gulugulu era parte del pasado. Y se puso picante el gordo. A upa en un restaurante con los pies en el canto de la mesa, empuja y la levanta. Hace flexiones de brazos, o algo por el estilo, porque se le cantó que puede pararse de manos y pies y hacer el puente. Se rie jodidamente, y escupe, y sopla, y agarra absolutamente todo lo que tiene a mano para comerlo, hasta el algodón. Eso si, comida no, gracias, prefiere escupirla y soplarla. Cambiarle el pañal es la lucha libre. También se dió cuenta de que si cierra la boca fuerte la cuchara no entra. Se le dio por dormir boca abajo, la madre desvelada y contrariada aceptó que el niño no se ahogaría y logró conciliar el sueño unas noches después. Mi Kenkin, gordo loco, te ama mamá.

5 comentarios:

ma dijo...

Dónde quedó el bebé tranqui???? que bueno!!!! Debe estar crecidísimo, y super estimulado,no? cuántos cambios voy a encontrar!!! Los extraño.

Fer dijo...

Qué bonito! Me lo imagino! Debe ser un amor para comérselo! Besos

Pao dijo...

las noche desvelada las comparto, es normal. Es más, yo le dije al Doc. "Y ahora que hago que ya no duerme boca arriba?"

lucia miranda dijo...

kenko?? este es como mi pipe, que su palabra fue dajten... cuando empezo a hablar mejor, supimos que dajten queria decir casco... parece que va a ser motoquero.
y yo, con un hijito subido a una moto, no me quedara mas que empezar a creen en dios y rezar. por suerte, usara dajten para protejer la capocha.
un abrazo dani!!!

Avril dijo...

Me encantó este post, el título ya prometía.